Ventajas de la biomasa respecto a los combustibles fósiles.

Las ventajas que ofrece la biomasa respecto a los combustibles fósiles son las siguientes:

  • Precio. Es la forma más barata que hay actualmente para obtener calor en el sector residencial.
  • Origen renovable. Lo obtenemos de la naturaleza y además es inagotable. Los combustibles fósiles no están garantizados a muy largo plazo.
  • Ciclo de CO2 nulo. A pesar de que cuando quemamos leña, producimos emisiones contaminantes, estas son aproximadamente un 40% menores a la cantidad de dióxido de carbono que es capaz de absorber la planta durante su ciclo de vida (mediante la fotosíntesis). Por eso, cuando realizamos una certificación de eficiencia energética de una vivienda y medimos sus emisiones, si contamos con una instalación de biomasa, podemos considerarlas nulas, lo que permite obtener una calificación A (ahorro).
  • Reduce la dependencia energética del exterior. La encontramos a nivel autonómico o local sin esfuerzo alguno, mientras que el gas natural o el fuel debemos importarlos del exterior.

Dejar un comentario